fbpx

Existen numerosos casos en los que los trabajadores utilizan internet y el correo electrónico de la empresa para sus fines personales, pudiendo provocar un grave perjuicio para la empresa. Pues bien, el uso personal de los medios informáticos de una compañía puede suponer un despido procedente o disciplinario, siempre que la empresa lo prohíba expresamente a…

logo-footer